Menu

Información de contacto

Av. de la Constitución, 36, Granada , 18012
958 28 44 55hola@finedent.esLun-Vie : 9:30 – 14:00 / 16:30 – 21:00

La caída del primer diente de leche

Categories: Salud bucodental

La caída de los dientes de leche de nuestros hijos es una etapa muy importante y mágica, tanto para los niños como para los papás. Empezamos a ser conscientes que ya no son bebés, que se van haciendo mayores, empezamos a tener una preocupación más y al mismo tiempo percibimos esa ilusión con la llegada del Sr. Ratón Pérez.

El ratoncito nos ayuda a que el proceso no sea tan doloroso y que los niños no tengan miedo a la pérdida de los dientes, un acontecimiento muy importante en sus vidas.

¿A qué edad se empiezan a caer los dientes de leche?

Con la primera caída se inicia el proceso o etapa de la pérdida de los dientes de leche, que los llaman así, por ser más blancos que los dientes definitivos cuyo esmalte les aporta un tono más amarillento.

La mayoría de niños completan su primera dentición temporal al cumplir los 3 años, y hasta los 5 o 6 no se les empiezan a caer los primeros dientes de leche o temporales, para ser sustituidos por los dientes definitivos. Aunque algunos pueden presentar una caída precoz de los dientes de leche a los 4 años y otros experimentar un inicio de caída tardía a los 7 años. El niño o niña debe haber cambiado todos los dientes temporales a los 12 o 13 años.

Por esto queremos dejar claro que la caída de los dientes de leche depende del nivel de desarrollo de cada niño, de si este tuvo una aparición tardía de los incisivos en la boca (aparición de los primeros dientes, casi al año) y por supuesto de la genética. Por esto no debemos preocuparnos si a nuestros hijos se les caen los dientes antes que a los demás niños de su edad o un poquito después. ¡Todos y cada uno de nosotros necesitamos nuestro tiempo!

Eso sí, siempre debemos de estar alerta y pendientes de la salud bucodental del niño o niña y en el momento que se salgan de los parámetros indicados consultar al especialista.

¿En qué orden se caen?

Como norma general el primer diente que comienza a caerse es el incisivo inferior, que como hemos dicho antes, ocurre entre los 5 y 6 años, y por último se produce la caída de los molares posteriores entre los 12 y 13 años.

Los dientes comienzan moviéndose hasta que se caen solos, o con el simplemente hecho de morder, se desprende el diente dejando el espacio vacío para que erupcione el diente definitivo. Es aconsejable no forzar ni tirar del diente, sino dejarlo que se caiga a su debido tiempo, ya que esto podría ocasionar algunas consecuencias como hacerle daño al niño, rotura del diente provocando que se quede algún resto en la encía, enfermedades por las bacterias que tenemos en nuestras manos o que el diente definitivo saliera torcido por no estar aún desarrollado y preparado para salir.

 

* Os dejamos una tabla de la erupción de los dientes de leche, indicando cuáles, en qué orden y con qué edades aproximadamente aparecen cada diente y cuando comienzan a caerse.

tabla de cepillado dental

Cepillado y cuidado de los dientes de leche

La higiene bucodental es básica en adultos y en los más pequeños de la casa.

La limpieza de la boca se recomienda iniciarla incluso antes de la aparición de algún diente. Recomendamos que los papás limpien las encías del bebé a diario con el uso de una gasa. Esto evitará que cuando le nazca el primer diente la encía se le inflame y le produzca molestias y dolor en la boca.

Cuando por fin comienzan a salirle sus primeros dientes o tan solo empiezan asomar por la encía, es aconsejable realizar un cepillado con movimientos circulares con un cepillo para bebés por lo menos 2 veces al día. Esto hará que el niño muestre interés por este hábito y vaya acostumbrándose a su cuidado bucodental.

Cuando el niño tenga una autonomía suficiente debe de cepillarse los dientes solo, pero siempre con la supervisión de un adulto, para asegurarnos que se cepillan por todos los lados, tres veces al día y durante aproximadamente unos dos minutos.

A partir de los 5 años y durante la etapa de la pérdida de los dientes de leche, hay que tener mucho más cuidado ya que los dientes permanentes son los que van a tener para el resto de su vida y si no comenzamos a cuidarlos desde que salen tal vez en la etapa adulta tengamos muchos problemas de salud dental.

Es importante usar el cepillo y la pasta dental correspondiente a cada edad del niño, en función del tamaño del cepillo o del porcentaje de flúor en la pasta de dientes, para protegerlos de las caries o de otras infecciones. Además, es recomendable incorporar el uso del hilo dental en el cepillado de tu hijo, para evitar posibles problemas en las encías en un futuro.

Una de las funciones más importantes de los padres es hacerle entender a los peques la importancia del cuidado de nuestra salud dental y la importancia de asistir al dentista un par de veces al año. El niño no debe de tener miedo de ir al dentista porque le puede ocasionar odontofobia, por este motivo es importante que la visita al dentista sea periódica y lo asuma como un hábito más.

En Finedent clínica dental tenéis a vuestra disposición los mejores especialistas, para atender a los más pequeños desde que nacen hasta su adolescencia realizando un seguimiento de su crecimiento dental.

No dudes en contactarnos para cualquier duda o aclaración que necesites al respecto. Estaremos encantados de atenderte en la Avda. de la Constitución 36, Granada, bajo cita previa, y en el teléfono: 958 28 44 55.